¿Quién necesita un book?

Tiempo de lectura: 4 minutos

Casi todo el mundo quiere buenas fotografías. Pero hay gente que necesita un book de manera profesional. Y hay gente que solo necesita «algunas fotos buenas». Pero en realidad, es exactamente lo mismo. Un book profesional solamente es una colección de fotografías de alta calidad ilustrativas de una persona. Así, pondremos algunos ejemplos.

¿Quién necesita un book?

Sònia en su book, 2019. Foto en la playa, en el post ¿Quién necesita un book?
Sònia, futura modelo.

Modelos. La manera de la que los clientes de las agencias seleccionan a las modelos es precisamente a través de las fotos de su book. En ocasiones es solamente para un precasting y otras veces se contrata directamente a la modelo solo por las fotos de su book. Así que contar con fotografías que no sean profesionales es como si presentásemos nuestro currículum escrito a mano en la parte trasera de unas facturas que nos envió la compañía del gas. Puede que ponga lo mismo, pero causa una impresión desastrosa.

Book profesional para actores
Carlos Castelló, actor.

Actores y actrices. En cuestiones de publicidad es casi el mismo caso que las modelos. En asuntos de arte dramático o cine se quiere ver a los actores, pero se descartará en un principio a todos los que no tengan un aspecto adecuado. Para eso se usan los books. Si las fotografías no son buenas probablemente el director de casting considere que el actor no es tan profesional como debería. ¡Y eso que no lo ha visto actuar! Así que el no contar con un buen book ejerce de barrera.

¿Quién necesita un book?
Ava Meade, bailarina.

Bailarinas y bailarines. El aspecto estético es muy importante. Crucial. Si no tienes un aspecto cuidado, tienes un problema. Y en determinados casos, como en danza contemporánea y clásica, si no apareces como una persona fiable y comprometida, es posible que no estén interesados en trabajar contigo. Imagina si les llevas unas fotografías mediocres. Es posible que piensen que no tienes suficiente interés como para invertir en tu carrera. En muchos casos, es aún más importante contar con un videobook demostrativo. Un vídeo en el que se vea precisamente cómo bailas.

Deportistas profesionales. En casi todas las disciplinas deportivas una parte muy importante de los ingresos se consiguen gracias a los patrocinadores. En la mayoría de los casos estarán interesados en que realices campañas de publicidad para ellos. Mejor ten en cuenta, cuando pidas un patrocinio, las fotos que entregas, porque puede que tengan tanta importancia como tu palmarés deportivo. Y es injusto, pero pasa.

¿Quién necesita un book?
Ausi Gomes, atleta fitness

Músicos y artistas plásticos. Gente con una sensibilidad especial necesitarán trabajos más creativos y querrán aspectos que les caractericen y distingan. A pesar de que en muchos casos renieguen, necesitan fotos profesionales.

También hay ocasiones en los que los profesionales necesitan fotografías, pero por el tipo de actividad que llevan son reacios a denominar a esta colección de fotos como books.

Retratos profesionales

Abogados. Hay miles de abogados en el mercado. En muchos casos los clientes son estrictamente incapaces de distinguir la capacidad que tenga uno u otro. Así que el aspecto resulta crucial. La fotografía debe transmitir tanto la seriedad, competencia y cercanía que necesitará el cliente. Puede parecer sencillo, pero el abogado, en general, tiene muy poca experiencia en el trabajo, así que tiene necesidad de la guía de un profesional.

Empresarios y directivos. La cara de la empresa. Es relativamente habitual que se les solicite una entrevista, un texto o que aparezcan en la web de la empresa. Por supuesto, pueden conformarse con una foto que les haya hecho su hija con el móvil, pero parece razonable pensar que quieran el resultado más profesional posible porque además, seguramente querrán estar en Linkedin en las mejores condiciones.

Políticos. En general, malos clientes porque están poco acostumbrados a pagar. Pero necesitan transmitir una imagen mucho mejor que la que tienen. Así que necesitan el trabajo de profesionales.

Médicos. En este aspecto, funcionan básicamente como cualquier empresario. Es recomendable tener un buen aspecto, y habitualmente no es una buena idea conformarse con trabajos no profesionales.

Por supuesto, hay más gente que puede emplear un book, una sesión de fotografía y simplemente lo quiere por motivos personales, aunque no lo necesite. En cualquier caso, si quieres, necesitas o te apetece un book fotográfico profesional, puedes contactar conmigo: soy Sergi Albir, sergi@archerphoto.eu y mi teléfono, +34 6444 5 9753

Comparte si te gusta.