Chelo Pons, modelo de tallas grandes

Chelo Pons, modelo de tallas grandes por Archerphoto, fotógrafo profesional en Valencia

La idea de que existen muy diferentes tipos de modelos es algo que caracteriza el mundo de la fotografía de principios del s.XXI. Si bien unas se solicitan más que otras, existe una tipología muy diferenciada. Chelo Pons es un ejemplo. Se trata de una modelo de tallas grandes que accedió a contar su visión y su experiencia.

Hicimos la entrevista en mi estudio, así que, como es de rigor, hice algunas fotos. El encuentro fue muy entretenido, pero Pons resulta tan cercana que a ratos era más una conversación entre amigos que un cara a cara más formal.

Chelo Pons, modelo de tallas grandes por Archerphoto, fotógrafo profesional en Valencia

Chelo Pons, modelo de tallas grandes

"Resulta casi imposible vivir exclusivamente del trabajo de modelo" explica Chelo, refiriéndose a la cuestión específica de las tallas grandes " pero sí se encuentran trabajos, sí hay demanda". Sobre sus principios, cuenta "yo empecé porque siempre he sido muy fotogénica. Salía bien en las fotos, tenía contactos en el mundo artístico, y en torno a 2013, un poco antes de que se popularizase todo esto del mundo curvy, empecé a hacerme fotos. Mi primer book me lo hice con una amiga, fotoperiodista, Consuelo Chambó y después otra sesión con Juan Solbes". Eso le proporcionó una cierta seguridad ante la cámara, y sus mejoras coincidieron con la eclosión del movimiento curvy. "Yo soy una mujer madura", expresa Chelo con una cierta gravedad, "con unos kilos de más, no hay duda, y me siento fenomenal...  A partir de ahí lancé mi fanpage (https://www.facebook.com/Plus-size-modelo-XL-Chelo-Pons-935855069824623/?fref=ts) y pensar en lo que es la diversidad. En realidad, este pensamiento vino por el colegio de mis hijos, que es un lugar donde se apuesta mucho por la diversidad y para mí es muy importante en todos los campos.  En Valencia es muy difícil, hay más trabajo en Barcelona y Madrid, porque aquí sigue existiendo ese estigma, diga lo que diga quien quiera".

La respuesta del entorno a las fotos menos inocentes

No es lo mismo una sesión de fotos, por decirlo así, en la que se muestren vestidos que una en la que se vea más piel. Las reacciones son diferentes. "Una vez tuve la fanpage seguí haciéndome fotos", relata Chelo Pons "y algunas en una línea boudoir.  Eso escandalizó a algunas personas, incluyendo a algunas de mis amigas más íntimas, que me preguntaban que cómo se me ocurría. En mi página, claro, había reacciones positivas, pero algunas de personas muy próximas se escandalizaban. Hasta mis padres, o amigas mucho más jóvenes que yo".

Lo curioso de esto es que Chelo no es una persona que no sepa lo que hace. "A mucha menos gente le escandaliza que una chica que acaba de cumplir 18", explica, "exponga este tipo de fotos que lo haga una persona que tenga la cabeza ya amueblada y sepa lo que hace".

Chelo Pons, modelo de tallas grandes por Archerphoto, fotógrafo profesional en España: Madrid, Barcelona, Valencia...

Una sola experiencia negativa

"Hay gente a la que disgusta que una persona como yo, que tengo 46 años y muchas curvas, aparezca en fotografías así", explica. "De hecho, para mí, el desnudo es un arte y para mí la libertad de expresión es muy importante. Hay una anécdota: estoy en un grupo de Nude Art, y colgué una  de las fotos que me hizo Pedro Hernández (un prestigioso fotógrafo valenciano que vivió una larga temporada en Francia), un gran fotógrafo,  y una chica de las que estaba en la página dijo algo así como <<yo no tengo porque ver esto>>. Evidentemente estaba fuera de lugar, y así se lo hicieron ver los administradores de la página, pero no deja de sorprender. No les gustan las curvas. Ellas dicen <<estás gorda>>. Pero a mí me da igual su opinión, lo hago por mí misma". Pons matiza que el punto diferenciador es mientras se mantenga la salud y que, además, puede servir de ejemplo para algunas chicas que también tienen sobrepeso y que lo llevan mal. La báscula no tiene porqué impedir, se deduce de sus palabras, que puedas mostrar una imagen atractiva. "Pero fíjate que es una mujer, joven además. Si están en ese grupo, es porque tal vez posen ellas o estén interesadas en el desnudo", comenta Chelo, "¿cómo puede ser que tú misma estés diciendo públicamente que no quieres ver eso cuando has entrado libremente en el grupo?".

Los típicos buscones

"Eso nos pasa a todas", concreta, "hay fotógrafos, follógrafos y buscones. Una anécdota curiosa: el otro día, un señor de la fanpage, muy educado, me escribía diciéndome que era un hombre sumiso y que le gustaría una mujer como yo. Si no le interesa, por favor dígamelo, porque usted es una dama. En general, yo antes de hacer cualquier sesión procuro tener una reunión previa, un café o algo así para saber de primera mano la persona con la que trabajaré".

Lo primero, para mí, es el cara a cara". En este aspecto, coincido plenamente: es imprescindible establecer un vínculo de confianza para que los resultados sean buenos. "Cuando estás en una sesión no puedes estar ni exhibiéndote de manera excesivamente provocativa ni con la bata puesta y cuello alto" dice Pons "porque así no funcionan las cosas. Pero eso suele venir de no haber dejado claras las cosas previamente: hay que ser consecuente. Y por supuesto, si no tienes confianza en ti misma, difícilmente lo vas a hacer".

Autoestima

"La autoestima es importante". Chelo Pons es rotunda al respecto. "A mí me jode como a todo el mundo, cuando no me viene mi ropa. Pero no por nada en particular, sino porque no tengo un presupuesto ilimitado para gastar. Pero luego tienes a los detractores de las modelos curvy por el tema de salud. Yo no voy a ser delgada en mi vida. Pero me cuido: ahora estoy a dieta. Y hago deporte. Pero hay gente que en seguida se precipita para decir que no estás contenta con tu cuerpo. No es mi caso. Lo importante es que tú te veas bien, que te arregles y estés contenta".

Pons es muy consciente también de la importancia de las tiendas de tallas grandes. "Especialmente hay chicas jovencitas que lo llevan mal y necesitan tener esta opción". De hecho, ella misma trabajó en una tienda de la que también fue imagen, Trovada. Ahora se mantendrá en ese último aspecto, pero tendrá más tiempo para otros trabajos de modelo.

Chelo Pons, modelo de tallas grandes por Archerphoto, fotógrafo profesional en España: Alicante, Castellón, Pamplona, Zaragoza, Tarragona

Vivir como modelo de tallas grandes

"Es prácticamente imposible en València. Tendría que moverme en otro ámbito. Tal vez en Barcelona o Madrid. Yo he conseguido algunos trabajos profesionales, pero aquí es francamente difícil. No he hecho los suficientes como para poder decir que vivo de esto". El problema casi siempre es el mismo: aunque pueda haber demanda, la mayoría está focalizada en las ciudades más grandes.

Pons no solo está metida en el mundo de la imagen, sino que está muy metida en cuestiones relacionadas con su voz: es soprano y ha participado en múltiples musicales desde hace años y últimamente está metiéndose en el mundo de la locución publicitaria. Si queréis echar un vistazo a su canal de Youtube, que también tiene cosas interesantes, podéis mirar aquí: https://www.youtube.com/channel/UCr3m36ofQTzpkWzm76gotYA

En cuanto a mí, bueno, soy Sergi Albir, soy fotógrafo profesional (aunque lo de escribir también llevo haciéndolo algunos años) y si necesitas fotos puedes contactar conmigo en mi correo electrónico (sergi@archerphoto.eu) o enviarme un Whatsapp al +34 644459753. Si me llamas, según cómo esté de liado, tal vez no lo coja. Pero eso ya lo sabías 😉

Entrevista: Xime Agu, modelo

Entrevista a Xime Agu

Entrevista: Xime Agu, modelo

Dado que conozco unas cuantas modelos y que parece un tema interesante, pensé en entrevistar a algunas y empecé por Xime. Quedé con ella para tomar un café -aunque ella tomó té- y me estuvo contando algunas cosas relacionadas con su carrera como modelo. Y rescaté algunas fotos de la Semana de la Moda, además de hacerle un par ese mismo día.

Xime Agu podría no ser modelo, pero, aún así es muy probable que todo el mundo pensase que lo es. Es alta (1,78), delgada, con un porte particularmente elegante e indudablemente guapa. Pero es una mujer con los pies en el suelo: su carrera de enfermería, que finaliza este año, es lo primero, a pesar de que a menudo vive en el mundo de la moda. “Desde muy pequeña” explica Xime, ”siempre he querido ser modelo, era un poco mi sueño, pero a mis padres no les gusta mucho la profesión, piensan que es un mundo muy peligroso, que no se sale, así que yo no lo había intentado hasta venir a Valencia. Vine aquí para estudiar enfermería, y durante el primer año, asistí a algunos desfiles, y al final, decidí apuntarme a un casting con una amiga. A partir de ahí, fui conociendo también fotógrafos, haciendo sesiones, y paso a paso, conseguí ir haciendo algunas cosas».

Los comienzos

Xime tuvo mucha suerte, porque en una agencia de Valencia, Richy Maroe, vieron su potencial inmediatamente.”Un amigo me dijo que tenía que llevarme a una agencia. Estábamos comiendo juntos y justo al salir del restaurante vemos a Pepa, de la agencia. A partir de ahí fue muy rápido. El sábado la conocí, el lunes estaba haciendo una sesión de fotos y la semana siguiente tenía que ir a la agencia, de ahí al casting de la Valencia Fashion Week y ya está. Hice 9 desfiles, y empecé así, porque la VFW era mi primera pasarela oficial”, comenta.

Compatibilizando estudios y trabajo

Su carrera, sin embargo, siempre ha estado supeditada a sus estudios -lo deja muy claro durante toda la conversación- pero eso en realidad le proporciona mucha perspectiva. “Estuve viviendo en Nueva York durante un año, por motivos de estudios” aclara ”y no trabajé mucho de modelo, porque no tuve mucho tiempo, pero por coincidencias de la vida, vivía con una diseñadora, Carmen Webber que había tenido mucho éxito antes, y que había hecho ropa para Alicia Keys, Gwen Stefani, Erykah Badu, y mucha gente llevaba su ropa”. El trabajo fue poco convencional, pero interesante “entonces tuve que hacer de modelo ambulante. Íbamos a eventos y yo llevaba su ropa. No era un desfile, ni nada así, pero era un trabajo”.

Xime Agu en la pasarela

No todo fueron éxitos, confiesa Xime. «Lo intenté con una agencia, pero no era lo que buscaban. Tampoco tenía mucho tiempo y no estaba muy motivada, así que me conformé con el trabajo que me iba ofreciendo Carmen”. “En Valencia es muy difícil vivir de esto» aclara Xime, «casi imposible. En Madrid, tal vez… Hay algunas chicas que se están yendo fuera, a Italia. Y se pasan todo el día haciendo castings para conseguir trabajo. Uno detrás de otro. Y eso en la época buena, que salen las colecciones, que hay trabajo, pero son solo unos meses. El trabajo de modelo, además, es muy efímero. Vivir solo de esto es casi imposible”.

¿Un camino de rosas?

El trabajo tiene aspectos positivos y negativos. “Lo mejor es la adrenalina”. Xime no lo duda ni un segundo ”Antes de entrar a un desfile, la sensación. Tienes miedo de caerte, de hacerlo mal, pero da gusto. Y lo peor… ¿los zapatos, no?” – bromea Xime. En general, las quejas vienen por la enorme cantidad de tiempo que se pasa esperando en sesiones de fotos, castings, desfiles… “Tienes que tener mucha paciencia. Pero en mi caso, mi pelo africano no les gusta nada. Y para hacer fotos o pases, muchísima laca. Y para lavarlo. La laca la odio. Y meter los pies en zapatos del 39 cuando usas un 41 y medio… ”. Si pudiese elegir una marca, sabe con quién trabajaría “Yves Saint Laurent. Me encanta su rollo. Sus desfiles son espectaculares. Me encanta. Y más siendo negra, hacen cosas increíbles con el color. Ojalá”.  

Xime Agu, modelo, en Valencia, desfile
Xime Agu en el desfile de Encarnis Tomero, 15-2-12

Algunas de las cosas que quieren saber las chicas que están empezando es si pueden conseguir trabajo de modelo midiendo un poco menos de 1,75. “Pasarela no. Fotos tal vez, pero en pasarela con menos de 1,75 se es muy bajita, con 1,75 ya no hay forma. Hay muchas chicas de 1,82, y eso se nota”, explica Xime.

Prejuicios

Hay ideas preconcebidas sobre el trabajo de modelo. “La gente piensa que las modelos somos malas, nos llevamos mal… Y depende. Yo tengo un grupo de amigas modelos majísimas, y si nos encontramos en un casting, pues estamos hablando, riendo, y sin problemas. Y si se lleva el trabajo ella, enhorabuena. Nunca he visto el tema de codazos y malos rollos. Si hay una modelo que me cae mal, me aparto no hablo con ella y ya está. Envidia, no. En un casting el cliente sabe lo que busca. Si tú no das el perfil, es probable que sea porque no buscan esto”.

Este es un aspecto muy importante del trabajo de modelo: “No es cuestión de quién es mejor. En un casting has de tener paciencia y buena personalidad, también lo miran mucho, si transmites emociones y también lo ven, pero sobre todo es quién encaja más en lo que quiere el cliente. Igual vas a ser la más guapa y no te van a coger. Tienes que aprender a no tomártelo personalmente. Puede ser que buscasen otro tipo de chica, con los rasgos más marcados, o de otro tipo”. Y otro tipo de prejuicios. “Mi hermano tenía un concepto muy negativo, me decía que fuese con cuidado, que es un mundo del que no se puede salir, cosas así. Hay gente que se droga, como en el deporte, pero yo me conozco, y no voy a perder mi identidad, ni nada así. Creo que él pensaba que iba a dejar los estudios para ser modelo, pero es evidente que no”.

¿Y el bulo de que las modelos sin tontas? Otra vez Xime demuestra tener las ideas muy claras. “Creo que la gente que piensa esto ha visto más bien el concurso de Miss América y cosas así, pero las modelos de aquí, solo he conocido chicas que estaban estudiando. Para mantenerte en este mundo necesitas estar despierta para que no te engañen y tener mucha confianza en ti, y eso te ayuda a madurar y a tener un trabajo. Es un mundo laboral un poco distinto, y un trabajo competitivo, pero te espabila”.

Consejos para futuras modelos

Le pedí a Xime que diese un un consejo para las chicas que empiezan, pero decidió dar unos cuantos: “Primero”, comienza, “preguntar a chicas que hayan estado en esas agencias, si pagan puntualmente o no, si lo pagan todo, y después elegir… Procura estar muy motivada. En muchas agencias no te van a coger, así que puede que tengas que visitar varias. Haz una sesión de fotos y si no, preséntate en persona, con un maquillaje ligero y de una manera natural”. En general, hacer las dos cosas (presentarse de manera natural con una sesión de fotos debajo del brazo) suele ser lo más efectivo, pero Xime lo comentó como una cuestión alternativa. “Busca una agencia buena. No te dejes engañar por cualquiera. Es posible que en las agencias que trabajan de verdad se comporten de una manera más fría que la gente que quiera engañarte, que siempre te intentarán vender la moto, intentarán engañarte”.

Xime Agu, modelo profesional, desfilando en Valencia

Los consejos no acaban aquí, Xime recomienda que “practiques en casa, delante del espejo, y procura soltarte en las sesiones de foto, que al principio cuesta mucho”. “En ocasiones lo más importante es la comunicación, porque el cliente, aunque a ti no te parezca que estés saliendo bien, sí sabe lo que quiere. A partir del momento en el que la comunicación funciona, todo lo demás va bien”.

Advertencias

“También han de tener mucho cuidado, porque hay mucha gente diciendo que es fotógrafo y en realidad no tiene ni idea y solo intentan liarte. Y lo mismo con los desfiles. Estuve trabajando en unos desfiles, más informales, y decían que no se cobraba, que se hacía todo por “la pasión de la moda”. Las maquilladoras no profesionales, sin ninguna idea de cómo pintar mi piel, ni la de las demás. Era en verano, a las cuatro de la tarde nos maquillaron y el desfile era a las once de la noche. Sin embargo, a pesar de no cobrar, veías que montaban desfiles cada mes y que tenían un convenio con un centro comercial, pues ya sabes que alguien está cobrando, pero las modelos no cobran. También nos dijeron que los fotógrafos nos darían material, pero se las pedí y no me contestaron, y las fotos que colgaron en Facebook no son de buena calidad. Pero ya no lo volveré hacer”.

Archerphoto, fotógrafo en Valencia. Si necesitas fotos profesionales de calidad para tu book o tu empresa, sergi@archerphoto.eu o 644459753 (Whatsapp y Telegram disponibles).